Páginas vistas en total

"Vive deprisa, muérete joven" Rolling Stones.

domingo, 29 de septiembre de 2013

172 horas sin ti

Hoy por ser hoy o simplemente por ser tú, y no ser nosotros, te pido que no olvides un par de cosas...

Que aquí sigo, esperándote, a que no sé, a que me hagas cosquillas o te escondas en mi pecho. Esperándote a ti, y a que el nosotros vuelva...

Y que te quiero, como tú y yo sabemos, más que a nada, más que a nadie.

Vuelve, todo me sobra si no estas tú.




miércoles, 25 de septiembre de 2013

once, al fin y al cabo

Hace mucho, quizás demasiado que no me paro a escribirte unas líneas. Porque el intento de volver a escribirte quedaba en vano cuando entre sollozos no podía articular ni una palabra, y mucho menos escribir. Al final todo se quedaba entre mi almohada y yo. Sé que no quieres leer, pero yo un día prometí no dejar de escribirte. Nunca. Y aquí estamos. La diferencia es que esta vez no vengo a decirte lo bonito que se hace el mundo cuando miro esos ojos verdes, o lo absurdo y ridículo, pero invencible, que hay entre dos besos con sonrisa de unos locos enamorados. Porque eso, aunque la distancia hoy sea más grande que nunca, lo sabes de sobra. Hoy, once meses después, necesito decirte que me estoy muriendo de ganas por volver a besarte otra vez. Sí, exactamente las mismas o incluso más ganas de las que mostraban tantos mensajes de niña tonta enamorada aquellos días de octubre. Y no sólo de un beso tuyo, o de un abrazo. Me muero de ganas de decirte que te quiero, o que te quedes, ya no siempre, ahora solo pido un ratito más para volver a enamorarte. En definitiva, necesito sentirte de nuevo. No ya por mí, que mi vida es menos vida cuando tú no estás. Lo pide mi cama, harta de no verme dormir por miedo a que si cierro los ojos puedas desaparecer. Lo piden esos 34 minutos de autobús cada mañana, que no les gusta verme con la mirada perdida en la Nacional 2, porque en cuanto giro la cabeza y miro las cuatro torres, el mundo se me vuelve a caer. Ya sabes que el tenerlas más cerca significa tenerte a ti. Pero estos días no es así. Las veo a ellas, y a ti, pues bien, a ti te faltan mis buenos días, mis buenas noches, o simplemente mis intentos por sacarte más de un puto monosílabo. O a lo mejor no te hacen falta, pero para mí muchas cosas pierden sentido si no te deseo que tengas un buen día.  Y es que nunca había sentido la necesidad de escribir estas sucias palabras. Tal vez, porque está a punto de acabar el día, y aunque no sea un 'felices once idiota', por lo menos saber que los comparto contigo. Porque más o menos felices, fríos o intensos. Son once, al fin y al cabo.

Quédate un ratito más, que el frío está en camino, y el invierno es muy pesado si se pasa solo.


PD: Felices once meses, o mejor dicho, distantes. Sigo esperándote donde me dijiste que volverías, dispuesta a volver a enamorarte otro otoño más.


TE QUIERO JAVI, TE QUIERO MUCHÍSIMO

domingo, 22 de septiembre de 2013

Vivo por ti



<<- Equivocarse es humano cariño, no lo olvides [...] Vamos a durar, ¿sabes por qué lo sé? Porque aún me despierto todas las mañanas queriendo ver tu cara antes que nada...
- [...] Me asusta pensar que nuestra vida nunca va a empezar...
- Cariño, ya estamos viviendo nuestra vida, ya ha empezado. Es esto [...] Y no me voy a ir a ninguna parte.>>


(posdata: te quiero)

miércoles, 18 de septiembre de 2013

Ojeras que lo dicen todo, y todo que significa nada.

Mi vida, lo que has sido, eres y seguirás siendo por mucho, mucho tiempo. Seguramente más del que pases a mi lado. Ahora no sé si eso es un par de días, de meses o de años. Ya no sé cuánto tiempo voy a poder seguir teniéndote conmigo. No sé ni qué hacer ni qué decir, no sé si un 'mi niño' ahora es oportuno, o si dejarte espacio es la mejor opción. No sé si te veré una última vez o si será la primera de muchas otras. No sé lo que vendrá si te quedas. Sin embargo, predicto que vendrá si te vas. Caos absoluto. Has cambiado mi vida, te has convertido en ella, y si te vas mi vida, mi vida no tiene sentido.
No sé nada y lo sé todo.
Sé lo que quiero y sé lo que siento. Te quiero a ti, a mi lado, ya no pido siempres, solo un poco más, no quiero que esto acabe. Me despierto cada mañana deseando que algún día puedas estar tu ahí, en el lado derecho de mi cama. Me acuesto y susurro al silencio oscuro de mi habitación que te quiero, deseando poder dormirme alguna noche en tus brazos. Y sé que no quiero rendirme, que aunque todo vaya en contra, y el mundo se caiga a trozos, mis pilares siguen quietos mientras tú estes ahí. Que el amor ya no es amor si tu te vas, que las ojeras pesan y el vacío también.
Que solo es un bache más, no lo sé, quiero salir de esta, pero quiero salir contigo. Dime que me quieres, o no sé. Dime algo aunque sea, dimelo. No quiero oir que esto acaba. Dime que necesitas pensar o no sé, dime que estás equivocado. No sé.Necesito más de una palabra tuya. Sí sé. Te necesito.

Quédate, por favor, quédate.

No quiero que esto acabe nunca. Te quiero Javi, amor de mi vida.

Siempre, y más que siempre tuya.

Sofi.